"Mujer y todo"

Admin
Por Admin agosto 11, 2017 22:05

"Mujer y todo"

40 años de periodismo. 40 años de este violento oficio son los que relata Susy Scandali en el siguiente escrito que compartimos. Aquí podrán conocer en primera persona las vivencias de una mujer que dedico su vida al periodismo.
Hace casi cuarenta años, entré al diario La Capital con una nota en mis manos. Yo hacía Automovilismo en Acelerando por aquellos momentos y había escrito una nota que se llamaba «Mujer y todo», peleándome con todas las autoridades del Automovilismo, porque por entonces a las mujeres no se nos permitía la entrada a boxes. «Ni mujeres ni niños» era la consigna, poniéndonos a la misma altura de aquellos que no se sabían cuidar solos. Subí las escaleras de la vieja redacción de la calle Yrigoyen y pregunté por el jefe de Deportes. Era Raúl Ramírez y me presenté con mi nota, prepoteando, «Mujer y todo». Le debe haber gustado mi actitud, porque a la semana me llamaron para probarme. Y a los pocos dias, me llamaron de nuevo. «No te va a gustar», me advirtió Ramírez, «pero es la única vacante». Era para Sociales. Y entré. Al poquito tiempo transformé ese espacio haciendo notas sobre cualquier cosa.
En las inundaciones de 1980, necesitaron cronista para ir a Dolores. Fueron mis primeras notas en Redacción General. Quedé y fui la primera mujer en la sección.
Pasé por varias secciones, creo que por todas: Policiales, Exteriores, Salud, Educación, alguna nota de Deportes, Locales. En esta última estuve varios años y estando ahí me nombraron primero prosecretaria de Redacción, y finalmente Secretaria de Redacción. La primera mujer que tuvo ese cargo.
Asumí con pasión todas las funciones, me especialicé en el Vecinalismo primero, luego en Medioambiente y terminé en Arte y Espectáculos porque era el lugar donde menos molestaba. Siempre fui molesta y un episodio que quedará en el recuerdo, me llevó a una sección en la que a nadie -no por lo menos a la Dirección- le importaba lo que pensaba.
En esta hice mis últimos años en el diario, con tanta pasión como las otras. No entiendo mi profesión sin pasión. No entiendo la vida sin pasión…
Hoy me estoy despidiendo del diario. Con la misma prepotencia de laburo con la que entré, reclamando, ahora que no soy la única mujer, que a mis compañeras les den las mismas oportunidades que tuve yo, de crecer como cualquier otro compañero varón. Que parece absurdo en estos tiempos, pero que no lo es.
Podría haberme quedado un tiempo más, pero casi 40 años son bastantes…
Escribo esto un día simbólico. Detesto el Dia del Amigo por lo que eso significa -que los yankis hayan pisado también la Luna este dia me da escozor-, pero está «institucionalizado» y es, al fin, buen dia como cualquier otro para despedirse.
Me voy del diario y me quedan much@s amig@s hechos en estos casi cuarenta años. Otr@s, dejarán de serlo exactamente en el mismo momento en que sepan que ya no les pondré las gacetillas. Es@s, claro está, no son amig@s…
Seguiré con mis clases, ese refugio que encontré con las pibas y los pibes que quieren ser periodistas, a quienes atosigo con el «deber ser», porque no se debe ser de cualquier modo, si queremos dignificar la profesión…
Y escribiré, escribiré, escribiré, porque es la única manera que entiendo de comunicarme y porque si no escribo, no respiro.
Tengo enormes expectativas en lo que vendrá, que vaya a saber qué es. Salgo de mi «zona de confort» por decisión propia. Tengo curiosidad por lo que me espera. Y es claro: si no fuera curiosa, no sería periodista.
A quienes me acompañaron en todos estos años, mi agradecimiento.
Nos seguiremos viendo, a la vuelta de la esquina.
 

Admin
Por Admin agosto 11, 2017 22:05

Colabora

Publicidades

Facebook