Home Entrevistas “No puede ser que el chanta que la mujer tenga al lado no sepa lo que hace falta en la alacena”